Cabecera

De Cerca

El Blog de Ángela Paloma Martín

Un hombre sostiene un registro de votantes en un mitin demócrata. Reuters. Brian Snyder

Un hombre sostiene un registro de votantes en un mitin demócrata. Reuters. Brian Snyder

Publicado en BEZ el 17 de Septiembre de 2016

Son ya pasadas las cinco de la tarde. Muy cerca de Dinwiddie Street, Arlington, en Virginia, decenas de personas se dan cita en la casa de una voluntaria de la campaña de Hillary Clinton. Ella es la anfitriona de una tarde más que movida. La puerta que da paso directamente al salón nos da la bienvenida con un cartel ya más que conocido que reza I’m Ready for Hillary”. La cartelería de la campaña en apoyo a Hillary protagoniza toda la decoración del hogar: la escalera, las estanterías, las mesas, las esquinas… Y aún queda espacio para colgar alguna que otra piñata que imita a Donald Trump que no tiene otro destino que recibir algunos golpes entre risas.

 

House to house: así se movilizan

Diferentes personas voluntarias y anónimas en apoyo a Hillary van llegando a la casa, se saludan entre el inglés y el español, se presentan los que son desconocidos y charlan de política, activismo y derechos entre bocado y bocado, tragos de vino, refrescos o agua. Alguien lleva empanadas, otros galletas, la anfitriona no para de sacar comida… No todos comparten la misma profesión, pero sí comparten un mismo fin con el mismo entusiasmo: ayudar a ganar a Hillary Clinton la presidencia de los Estados Unidos. El objetivo esa tarde es inspirar, motivar y movilizar el voto latino –y especialmente el voto latino femenino- en Estados Unidos, y más concretamente en esa zona de los Estados Unidos: Virginia.

Celebran micro actos en casas de lunes a domingo, todos los días y en todos los Estados. Existe la figura del “organizador”, remunerado por el partido Demócrata. El organizador tiene la obligación de captar voluntarios –que trabajan de manera gratuita- capaces de ayudar bajo el marco de diferentes compromisos: movilización del voto, inscribir a votantes, apoyar en comunidades, apoyar y crear vocerías locales; etc…

¿Por qué en casas? La gente que se acerca a las casas viven una experiencia más humana, más cercana, donde la emocionalidad de ser invitado a un hogar suele potenciarse, y donde los  discursos en torno a las problemáticas sociales cobran más vida. Aquellos que llegan están invitados por el organizador y son personas con cargos políticos o institucionales, por norma general, activistas o representantes de organizaciones. El número alcanza las 50 personas pero no todas están todo el tiempo. Al final se suelen quedar alrededor de 30 personas con la ilusión de escuchar diferentes discursos que siempre llegan al final de la tarde.

 

Palabras que inspiran

Esa tarde de agosto, alrededor de las ocho y cuando ya la noche empezó a dar señales de un nuevo tiempo, Allida Black, la cofundadora del movimiento “Ready for Hillary”, rompió el hielo con unas palabras cargadas de sentimiento e ilusión, empleando como forma la comparación de los derechos que defiende Hillary con la ruptura de los mismos que conseguiría Trump de llegar a la presidencia. Sus palabras provocaron varios aplausos, varias afirmaciones dibujadas en los rostros de muchos y varias preguntas maquilladas de consentimiento hacia lo que acababa de compartir.

Lorella Praeli fue la siguiente en intervenir. Ella es la Directora Nacional del Voto Latino para la campaña de Hillary Clinton. A diferencia de Allida, arrancó gritos de apoyo al unísono bajo la consigna de #JuntosSePuede. Exclamaciones, voces y aplausos. Provocó con sus palabras que a más de uno se le pusiera el vello de punta, y no paró de pedir la participación para el grito común de apoyo a Hillary. Sus palabras estuvieron más enfocadas a visibilizar la problemática de los latinos y las carencias de las mujeres latinas en Estados Unidos. Mucho trabajado ya, sí, pero todo por hacer.

Da igual los cargos que ocupan o su responsabilidad, van de casa en casa, algunos con escolta, todos los días. El partido demócrata tiene portavoces y protagonistas repartidos por todos los lugares del país con el sentimiento de hacer posible un cambio en la historia de los Estados Unidos.

 

Así trabajan

Esto sólo es posible con un trabajo minucioso, mucho orden y una cantidad ingente de  personas que laboran bajo el mismo fin. Los organizadores y los voluntarios tienen la obligación de hacer un reporte diario del trabajo realizado y lo que han conseguido, y enviar –sí, todos los días- a la central del partido en Nueva York. Es mucha información la que se genera a diario, pero es verdad que trabajan muchas personas detrás y existe una gran organización de los equipos. Sólo con este trabajo extremo de los organizadores y voluntarios tienen conocimiento del éxito de la movilización y del cumplimiento de los compromisos. Pero también tienen conocimiento de aquellos Estados donde son más débiles, donde existe una menor movilización o donde no cuajan las actividades de los organizadores o los voluntarios. Y del mismo modo que trabajan por pasión muchas personas, también salen otras de no conseguir los resultados esperados.

Las campañas, al fin y al cabo, las ganan los equipos. Como diría Margaret Mead: “un pequeño grupo de ciudadanos comprometidos pueden cambiar el mundo. De hecho son los únicos que lo han logrado”.

Rajoy sostiene

Ángela Paloma Martín

Mariano Rajoy en el Congreso de los Diputados. Europa Press

Mariano Rajoy en el Congreso de los Diputados. Europa Press

 

Publicado en BEZ el 31 de Agosto de 2016

Y qué culpa tendrá Pereira si me acuerdo de Antonio Tabucchi mientras Mariano Rajoy es el dueño de sus palabras en plena sesión de investidura. Pobre Pereira. O igual es que necesitamos a uno. Mariano Rajoy mira su reloj antes de empezar. El tiempo para él es la urgencia. Rajoy sostiene durante la primera media hora de su discurso que no hay posibilidad alternativa a su propuesta. Y cuando la sostiene durante tanto tiempo quizás es porque sepa que algún riesgo corre la que presenta.

Sostiene Rajoy que España necesita un Gobierno con urgencia. Pero urgencia ya necesitaba España el 20 de diciembre de 2015, incluso antes. Urgencia necesitaba España y los españoles, los jóvenes con formación desempleados y que se ven obligados a marchar del país, los pensionistas, los parados, las mujeres, la sanidad, la educación… y un sinfín de los y las. Sostiene Rajoy que el hoy es urgente, cuando tarda una semana en convocar a los suyos para estudiar las medidas que le pone Ciudadanos por delante para el pacto en común. Rajoy sostiene que el hoy es urgente, ¿y en marzo? ¿Por qué en marzo su “no” debía ser un “no” cuando España necesitaba urgente una alternativa? ¿Por qué ahora el “no” del PSOE no es válido? ¿Por qué su pacto es al válido y el de marzo no? Podría sostener Rajoy que es el tiempo “urgente” de los intereses, no de España. Pero Rajoy sostiene que “no hay alternativa razonable”. Vaya.

Que España necesita un Gobierno con urgencia es un clamor popular, sostiene Rajoy. ¿Dónde quedó el clamor popular de las calles, de las mareas y los tsunamis? Ese no cuenta. En comunicación política, un gobierno fiable y confiable al que alude Rajoy suena discordante cuando es un partido imputado el que lo impulsa. Podemos dudar mucho que “imputación” sea sinónimo de confianza y de fiabilidad. El PP es un partido imputado, ¿es lo que quieren la mayoría de los españoles? Rajoy sostiene que así lo definieron los españoles “con la mayoría de sus votos”. Todos dudan de que “la mayoría” piense lo mismo.

Rajoy sostiene pocas propuestas. Incluso se olvida de mencionar la mayoría de los compromisos acordados con la fuerza política con la que ha pactado, Ciudadanos, motivo por el cual se ha celebrado la sesión de investidura y a las cuatro de la tarde un 30 de agosto. Y sólo al final sostiene alguna palabra para aquella que lo apoyaría, Coalición Canaria. Rajoy sostiene a la desesperada que lo que vale es el consenso y la unidad, y ya todo le vale con tal de ser y de llegar.

Las palabras del presidente en funciones suenan caducas, sin credibilidad y desesperadas. Quiere volver a ser presidente  “con urgencia”. Pero los ciudadanos han sostenido, por dos veces, que Mariano Rajoy no tenga la mayoría absoluta en el Congreso. Esta es una reflexión que aún no sostiene Mariano Rajoy. Previamente, tacha al líder de los socialistas, Pedro Sánchez, de irresponsable por decirle “no”, por no dejar que un partido imputado vuelva a gobernar España, por no dejar que vuelva a ser, el líder de un PP imputado, el que vuelva a gobernar. Pero, ¿saben? Decir “no”, resultó en su día el discurso del cambio que no sucedió. Decir “no”, a tiempo, resulta ser el discurso de los héroes, al menos de los héroes de las novelas de Cercas. Lo que no tiene el PSOE es tiempo, aunque arriesgar a veces suponga ganar. Pero los progresistas no tienen el tiempo de su lado y unas posibles terceras elecciones podrían suponer una dolorosa derrota, aunque menos dolorosa de lo que supondría abstenerse en esta sesión de investidura.

Rajoy no sostiene ilusión alguna en su discurso, por mucho que necesitemos un poco de luz y de esperanza. Y sobra el poco. Supongamos que eso es lo que nos espera los próximos cuatros años en el hipotético caso de llegar a conseguir su objetivo: justificaciones, amenazas y miedos ante un futuro que sólo ellos parecen conocer.

“¿Quién ha dicho que este país esté hecho para usted?, y además está lleno de recuerdos, intente tirar por el desagüe su superego y déle espacio a su nuevo yo hegemónico, tal vez podamos vernos en otras ocasiones y usted sea ya un hombre distinto”, sostendría Antonio Tabucchi. Ojalá lo sostenga Mariano Rajoy mientras cuenta urgente el tiempo que no queda.

Victory Awards 2016
 

Y es en un remanso de paz cuando puedo escribir unas líneas. Ya aterrizada en Ecuador desde Washington DC mientras el suelo sigue temblando, algo que no impide que siga sonriendo y que sienta esta felicidad. El pasado 6 de agosto recogí el premio al ser galardonada por ‘The Washington Academy of Political Arts & Sciences’ (WAPAS) como una de las 12 mujeres más influyentes en la comunicación política. Un premio considerado como el “Oscar” de la profesión. No fuimos pocos los que nos congregamos en la gala, celebrada en The Georgetown University, Washington DC. Casi 300 consultores, amigos y conocidos compartimos un momento precioso y tenso a la par que emocionante donde las risas y las experiencias formaban parte de toda conversación compartida.

Es un orgullo optar a un reconocimiento así en la capital del mundo, una ciudad donde he tenido la oportunidad de estudiar.

Este premio me  hizo muchísima ilusión porque cuantos más pasos demos hacia la igualdad y el reconocimiento de la labor de las mujeres, menos pasos nos van a quedar. 

Al recoger el premio quise transmitir dos cosas,

1) Pedir apoyo

Somos muchas mujeres las que trabajamos en el ámbito de la consultoría y la comunicación. Las facultades de comunicación están llenas de mujeres. Sin embargo, son los hombres los que están presentes, los que copan los carteles de premios, seminarios, congresos y la autoría de trabajos realizados en equipo donde suele haber mayor número de mujeres.

Las mujeres profesionales merecen más respeto, más valor y más admiración. Y eso sólo es posible con apoyos, de todos, y juntos. Necesitamos el apoyo de la industria de la comunicación y de la comunicación política. Sólo así haremos más justa nuestra profesión y más ejemplar.

Esto no es un capricho mío. Se trata de justicia. Solas no podemos hacerlo si estamos solas.

Y pedí un aplauso para una mujer que no estaba nominada, pero que se merecía este reconocimiento por habernos abierto el camino a tantas otras: Gisela Rubach.

2) Dar las gracias

A los organizadores MPR GROUP y a la Academia.

Gracias al jurado (al que pude dar las gracias casi persona a persona) por haber confiado y haber visibilizado la labor y el trabajo de tantas mujeres.

Gracias a Antoni Gutiérrez-Rubí, por darme la oportunidad de desarrollar mi profesión en la primera línea de la comunicación política, y al magnífico equipo de Ideograma.

Y gracias, y muy dedicado este premio, a mis padres, dos conductores de autobús que han hecho miles de kilómetros con el objetivo de darle a sus hijas la mejor educación para que cumplieran sus sueños. El mío no es otro que el de trabajar a diario para mejorar nuestra calidad democrática, para trabajar por mejores democracias, más justas e iguales.

GRACIAS, de corazón.

 

Y muchas felicidades al resto de premiados bajo otras categorías, pero especialmente a las 11 premiadas con las que compartí galardón: Ana Anchi Mateus, Carmen Beatriz Fernández, Gil Castillo, Imma Aguilar, Lorena Chambers, Luciana Panke, María José Canel, Lula Bueno, Marilú Brajer, Nancy Bocskor y Verónica Ríos.

 

El reconocimiento en los medios

Premiarán por primera vez a las mujeres más influyentes de la comunicación política (MPR Group)

Ángela Paloma Martín, elegida una de las mujeres hispanas más influyentes de la comunicación política en Washington (2o Minutos, 16 de Mayo de 2016)

Ángela Paloma Martín, entre las más influyentes en Washington (Europa Press, 16 de Mayo de 2016)

La puertollanera Ángela Paloma Martín es elegida en Washington como una de las doce mujeres hispanas más influyentes de la comunicación política (MiCiudadReal, 16 de Mayo de 2016)

Una ciudadrealeña es una de las mujeres hispanas más influyentes de la comunicación política en Washington (El Día, 16 de Mayo de 2016)

Ángela Paloma Martín es una de las doce hispanas más influyentes de comunicación política (La Tribuna de Ciudad Real, 17 de Mayo de 2016)

Una periodista de Puertollano, elegida entre las doce mujeres hispanas más influyentes en comunicación política de todo el mundo (Cadena SER, 17 de Mayo de 2016)

La puertollanera Ángela Paloma Martín consigue un premio Victory Awards (Lanza, 18 de Mayo de 2016)

Entrevista Ángela Paloma Martín, periodista de Puertollano ganadora de un Victory Award / Hoy por Hoy 17 mayo (Cadena SER, 17 de Mayo de 2016)

La española Ángela Paloma Martín, entre las mujeres más influyentes en Washington (La Región Internacional, 17 de Mayo de 2016)

Hija de conductores de bus y una de las mujeres más influyentes de la comunicación política mundial (En Castilla La Mancha, 01 de Junio de 2016)

Entrevista en M80 Radio (Ya Veremos) Ángela Paloma Martín una de las mujeres hispanas más influyentes (4 de Junio de 2016)

La puertollanera Ángela Paloma Martín recoge en Washington el premio que reconoce su influencia en comunicación política (La Información, 07 de Agosto de 2016)

Dos mujeres, una de Talavera y otra de Puertollano, reconocidas en Washington por su trabajo (En Castilla La Mancha, 07 de Agosto de 2016)

Ángela Paloma Martín, colaboradora de bez.es, premiada en los Victory Awards (BEZ lo que debes saber, 08 de Agosto de 2016)

La puertollanera Ángela Paloma Martín recoge en Washington el premio que reconoce su influencia en comunicación política (La Voz de Puertollano, 07 de Agosto de 2016)

Una periodista de Puertollano en la cima del mundo de la comunicación política (Cadena SER, 08 de Agosto de 2016)

El profesor de la Universidad de Navarra Jordi Rodríguez Virgili, premio Victory Award 2016 (20 Minutos, 08 de Agosto de 2016)

La puertollanera Ángela Paloma Martín recoge en Washington el premio que reconoce su influencia en comunicación política (Lanza, 08 de Agosto de 2016)

Washington premia la labor de dos mujeres de Talavera y Puertollano (La Voz del Tajo, 08 de Agosto de 2016)

Ángela Paloma Martín, una puertollanense consagrada entre las doce hispanas más influyentes de la comunicación política (Ciudad Real Digital, 8 de Agosto de 2016)