Your address will show here +12 34 56 78

ASÍ es. Suma y sigue. La tasa de paro ha perdido su valor de dato numérico para convertirse en la pesadilla del Gobierno. Pero esto no es lo importante. Es la peor pesadilla de la sociedad española. Los desempleados registrados en el Instituto Nacional de Empleo (INEM) han llegado a sus máximos: 3,3 millones. El aumento de paro en enero supone la mayor subida percibida en un mes en la serie cronológica de la historia.

 

Y es que, el primer dato de este año negro, revela que el número de parados ha sido de 198.838, es decir, un 6,35% más respecto al mes de diciembre. Y junto a este dato, han llovido las palabras que todos temíamos. Maravillas Rojo, secretaria general de Empleo, ha dejado el hoyo abierto para una situación aún peor según el discurrir de esta crisis temida: “De momento, con las previsiones actuales, no se alcanzarán los cuatro millones. Pero la intensidad de la crisis hace que estas previsiones no sean exactas y si fuera necesario, se modificarán”.

 

¿Estamos en el peor momento de la crisis? Según José Luis Rodríguez Zapatero, sí: “Vamos a superar la crisis económica, el Gobierno garantiza las prestaciones por desempleo”. Aunque el padre de La Moncloa siga transmitiendo mensajes de confianza y tranquilidad, los ciudadanos en España no se conforman. Ellos se remiten a las pruebas: a su inseguridad en un puesto de trabajo y a su imposibilidad para hacer frente a los pagos sin ingresos.

 

2

Se pronosticó que este sería un año malo. Un mal año. Como lo fue el 2008. Juan Cruz, el 31 de diciembre, decía en su blog que “2008 ha sido un año cabrón, por razones mundiales y hasta personales”; “2008 ha incubado un huevo fétido, que se romperá en 2009, y cuyo olor ingrato nos alcanzará hasta en las pituitarias más ingenuas”.

Este temido 2009 ya ha comenzado. Y ha comenzado mal. Cada día, las noticias que nos muestra la prensa, o la televisión, son más escalofriantes, más sangrientas. Cada día las noticias son más negativas. Y no es de extrañar que se pierda el ánimo, la alegría con la que se comienza un día y hasta las ganas de seguir leyendo una columna…

En la prensa internacional, Israel sigue llevándose todas las miradas. Sigue la invasión de Gaza y hoy, responde un a un ataque lanzando cinco misiles. Sospechando que dicho ataque ha sido libanés, allí que los lanza. Tampoco la guerra del gas parece tener fin. Este 2009 entró helado. Y helada se va a quedar media Europa ahora que la rusa pública Gazprom ha cortado el chorro. Ha dejado de suministrar gas a Europa a través de Ucrania: 17 países se han visto afectados por esta decisión en el peor de los momentos.

En España las cosas no parecen ser mejores. Son 104 personas menos las que comienzan este 2009. Han perdido sus vidas en el asfalto, en las carreteras españolas. Y por si esto no fuera poco, debemos seguir echándonos las manos a la cabeza… Hoy se ha publicado el último dato del paro, el del mes de diciembre: ya rebasa los tres millones por primera vez desde el año 1996.

5

El empleo se está deteriorando. Y no poco a poco. Lo está haciendo a una velocidad vertiginosa. Pocas personas existen ya que no conozcan a alguien que se haya quedado sin trabajo. Y es que, según el Ministerio de Trabajo, en noviembre se han registrado 171.243 nuevos desempleados. Un número que se espera que crezca desgraciadamente. El Ministro de Economía, Pedro Solbes, no es optimista: «existe el riesgo de que el paro aumente algo más».

La notamos. Es obvia. Evidente. La crisis económica nos está afectando. Y mucho. Y pocos dudan de que exista ya esa posible recesión que se esperaba para 2009. El sector de la construcción es quizás el más dañado de la economía española. Existen muchos desempleados, muchos inmigrantes y con pocas posibilidades de futuro. Construcciones paradas. Quiebras inmobiliarias. Y escasas ventas.

El actual número de desempleados alcanza los 2.989.269. Son personas con hijos que dar de comer, con hipotecas que pagar y con sueños… Sueños que no se podrán cumplir ¿Flexibilidad del mercado laboral? Sí, pero también CRISIS ¿Cuántos más el mes que viene?

3