Your address will show here +12 34 56 78

Publicado en El País, blog Mujeres, el 11 de diciembre de 2013

-El éxito no es lo que se consigue, sino lo que se supera para intentar conseguirlo.

-Si tú piensas… ¿podré? –Yo te digo… ¿Por qué no?

-El lema que he aprendido este último año es… que nunca es tarde para nada.

-Es fantástico poder aportar mi granito de arena a que las personas que aquí han participado se vayan llenas de energía, de fuerza y con ese… yo puedo.

-Es mucho más gratificante lo que te queda por vivir que todos los problemas que hayas podido tener.

-No me pude imaginar que pudiese llegar a sentir tantas emociones en un entorno tan pequeño, tan compacto y lleno de tanta ilusión.

-El miedo es tu peor enemigo y si lo podemos dejar en casa mejor.

 

“Entre querer y poder solamente hay una palabra, y esa palabra es esfuerzo”, dice Charo Moreno, la mujer que dio forma desde Studio Ideas a Ideas en Femenino. Un proyecto que nació con el fin de reconocer la trayectoria personal y profesional de mujeres con una historia que compartir, una historia para hacer sentir, emocionar y, ante todo, motivar. Ideas en Femenino da el protagonismo a la mujer, un sencillo altavoz para que sus experiencias sirvan de motor movilizador a otras mujeres y también a otros hombres. Claro que sí. Vidas que se unen con un hilo fino transparente y que sólo se aprecia cuando se las cuentan o se las comparten.

Un lugar, la biblioteca del hotel Posada del Patio en Málaga. Y varios motivos: escuchar a tantas y tantas “heroínas invisibles” que pueden aportar en el hoy y en el ahora, crear un espacio donde la mujer joven también se sienta apoyada y busque puntos de encuentro y oportunidades, concienciar sobre la situación de la mujer cuando se enfrenta a una enfermedad como el cáncer y fomentar el debate entre los asistentes sobre aquellos temas que más afectan a la mujer en la sociedad de hoy, en la que vivimos. En todas sus ediciones, nunca han faltado tampoco las mujeres de ASAMMA.

Charo Moreno nunca ha estado sola en toda esta trayectoria, ha estado bien acompañada por un gran equipo en el que se encuentran Antonio J. Guzmán y Julia Crespo. Para ellos, “Ideas en Femenino ayuda a ver el vaso medio lleno. Todas las historias de nuestras ponentes son narradas en positivo. Desde la ilusión y fuerza que transmiten al contar cómo han luchado por alcanzar sus sueños, no solamente demuestran que “nunca es tarde” y que “todo es posible” si no que también contagian su fuerza y motivan a los asistentes a seguir adelante sea lo que sea lo que hayan elegido hacer”.

Ideas en Femenino ha sido reconocida como la “mejor acción de Responsabilidad Social Corporativa” porque ellos están convencidos firmemente de que hay que dar voz a las mujeres. Charo Moreno subraya: “Una vez escuche decir a Eduardo Punset que estamos programados genéticamente para compartir, que esta acción nos hace mejores personas. Creemos que debemos dar voz a las mujeres porque compartir historias en primera persona que muestran que el éxito es la conciliación entre lo personal y lo profesional y todo lo que se supera para intentar conseguirlo, pone en perspectiva nuestro día a día, nuestras aspiraciones, ilusiones y sueños. Escuchar las historias tan apasionantes y motivadoras de mujeres llenas de valentía, coraje y determinación no deja indiferente a nadie”.

Ellos saben y conocen de la importancia de esta acción para la mujer y el cambio social. Hoy  muchas historias se conocen y se comparten gracias a esta iniciartiva. “Se produce un momento de reflexión tras una fuerte dosis de inspiración y motivación que te permite enfrentarte a todo con una actitud más positiva y constructiva. Sinceramente, hay que experimentarlo para entenderlo”. Acción necesaria, en un momento necesario donde el recuerdo de una historia personal quiere evitar caer en el olvido para que sirva de ejemplo e inspiración a otras muchas personas. Charo, Antonio y Julia, cuando hablan, lo hacen poniendo su voz en el reconocimiento y el mérito de tantas y tantas mujeres. Con emoción y el llano ahogado Charo saber hacer más visibles que nunca a esas que ella llama“heroínas invisibles”.

0

“Manchega errante con ole”. Así empieza la descripción de mi biografía en Twitter. Y es que es imposible alejarse de las raíces familiares que la unen a una con Andalucía. Por ello no podía dejar de ir a presentar el libro a una tierra que adoro, la malagueña, y a la que me escapo siempre que el tiempo lo permite para andar por las playas de San Luis de Sabinillas, rozar, una vez más, esas piedras que adormecen los sentidos, y esas sus agua cuyo frío penetra en el interior de una misma sin dar tiempo a la reacción para impedirlo.

SIEMPRE es un placer disfrutar del sol malagueño, de sus vinos y de las sonrisas de sus gentes. Y allá que me fui para hablar de “Se llamaba Alfredo…”. Tuve una cálida y fabulosa acogida. Y aquí tengo que dar las gracias a Fernando Arcas y a Mavi Navarro por adoptarme en su casa, el Ateneo, para hablar de este libro. Fue algo familiar, cercano, por y para la gente, continuando con la filosofía de este libro.  Y se consiguió. Tanto es así que se alargó el debate hasta bien tarde superando con creces la audiencia del fútbol malagueño que se disputaba a la misma hora que esta presentación.

EN esta ocasión me acompañaron dos grandes personas del mundo de la información política y de la comunicación política. Teodoro León Gross y Francis Paniagua. Teo estuvo más que acertado en su explicación y en sus citas, dando por sentado algunas y muchas claves del transcurso de la profesión periodística en campaña electoral. Citó, se acercó y enamoró. Mientras que Francis nos dio una lección de liderazgo político aproximándonos a un debate que aunque parezca que está empezado, puede que la intención política sea evadirlo.

SENCILLAMENTE genial un acto en el que estuve muy apoyada también por Charo Moreno y, como no, por alguien considerado como un grandísimo profesional del mundo de los eventos en esta ciudad: Antonio J. Guzmán. A él le debo mucho y todo para que este día saliese mucho mejor de lo esperado. Lo llevo diciendo ya mucho tiempo pero, insisto: la idea pueda que nazca de una sola, pero nada se conseguiría sin el apoyo de tantas y tan buenas personas. GRACIAS.

1

Publicado en Política #EnFemnino el 13 de mayo de 2013

Una tarde malagueña, la del jueves 9 de mayo. El sol aguarda un día inolvidable… Un compañero de viaje, Antonio. Y unas niñas capaces de hacer frente lo que haga falta, las autoras de este encuentro: CharoSilviaJulia ySabrina. Una historia que contar y muchas mujeres dispuestas a escuchar. Pero… ¿qué tiene de especial mi historia? Nada. Es una historia como cualquiera de las presente, como la de Sonia, o como la de Sole. Pero quisieron oírla, quisieron que la compartiera. Cualquiera que conozca un poco mi trayectoria, o haya estado al lado mi familia, sabe que los últimos años han estado plagados de lágrimas, de sinsabores y de lucha. De sonrisas también, pero conseguidas no sin esfuerzo. “Quiero dar un titular a modo de Tweet”, dije al inicio de mi intervención: “Soñad siempre, que nada ni nadie os impida crecer”. Creo en ese titular. Porque por muchas puertas que haya visto cerradas, no he dejado de creer que, llamando constantemente, alguien abriría. Y, con mis palabras, quería demostrar tres cosas: 1) que ser “de pueblo” y crecer en el ámbito rural no te impide soñar; 2) que venir de una familia humilde no te impide crecer; 3) y que siendo una misma se puede llegar hasta donde una quiera. Así empecé, muy nerviosa, abriendo el libro por el final, descubriendo a aquellas mujeres el porqué me identificaban hoy en el sector de la información y de la comunicación. Pero contándoles que el camino no ha sido fácil porque no escogí el más sencillo y porque también a medida que iba caminando, las cosas se iban complicando. No soy de las personas que creen en el éxito de un solo día. Eso no existe. Como dijo Soniapocos minutos después, el “éxito lo consigues cuando estás en boca de quien amas”. Creo en la satisfacción personal, en la que no se paga con dinero. Creo en la ilusión. Y creo en los sueños. Eso es lo que me dio y me da fuerzas cada día. Porque cuando peor te encuentras, menos personas están dispuestas a ayudar.  Esa es la verdad de la realidad en la que vivimos. Sin embargo, una no se cansa si sueña, si cree que se puede lograr. Las casualidades hay que impulsarlas, incitarlas… Y ser activa, siempre, en el entorno en el que una se mueva. ¿Por qué dejar de intentarlo? Hasta que un día alguien decide darte una oportunidad… Porque llegan, las oportunidades llegan… tardan mucho, pero llegan…

Me hicieron varias preguntas que respondí con muchísima ilusión… Pero una en concreto se me quedó grabada. ¿Me entiende mi familia? Les cuesta, pero me entienden. Cuando me gradué en Pamplona, le pregunté a mi padre si había entendido algo del discurso que dio el padrino, el profesor Guillermo Velasco. Poco entendió. O nada. Ellos entienden lo que siento, mi sonrisa, mi satisfacción y… sobre todo, lo que escribo. Escribo para ellos, para mi familia, para mi madre. Porque si logro que ella me entienda, la sociedad me entenderá…

Este mundo está lleno de historias que desconocemos. Ideas en Femenino ha nacido para conocer unas poquitas que ayuden a impulsar a la mujer, a creer que puede, a no rendirse nunca. Escuchamos, compartimos y aprendemos. Y en esta tarea Charo, Antonio, Silvia, Julia y Sabrina, me encontrarán siempre. Gracias por invitarme a compartir un día inolvidable…

Noticias relacionadas con el acto

1